[vc_row][vc_column width=”1/4″][/vc_column][vc_column width=”1/2″][vc_empty_space height=”15vh”][vc_column_text]

La Ansiedad de la Imperfección

[/vc_column_text][vc_empty_space height=”5vh”][vc_column_text]Aspirar a la perfección es un concepto profundamente arraigado que reside en nuestra sociedad. Este es el concepto que crea todo un conjunto de estándares extraños por los que todos nos medimos unos a otros.y.

Logros, figura corporal, apariencia, talentos, habilidades sociales, éxito financiero … Todas estas son partes de nuestras vidas que se miden perpetuamente por estos estándares de “perfección” que nosotros mismos creamos y con los que siempre intentamos estar a la altura.

El problema es que, dado que son inalcanzables, terminarán inevitablemente generando una gran angustia en nuestras mentes y cuerpos.

No soy una excepción a este fenómeno. Y, al igual que muchos de ustedes, he sufrido muchas de las consecuencias de tratar de alcanzar los niveles esperados de “perfección” con los que la sociedad me ha estado constantemente bombardeando.

A lo largo de mi vida, me he esforzado demasiado por lucir mejor, vestirme mejor, hablar mejor, ser más inteligente, ser más social, tener un mejor trabajo, tener un conjunto más amplio de habilidades … Y el único resultado que obtuve de todos estos esfuerzos fue frustración, estrés y ansiedad.

Hacer un gran esfuerzo para lograr un objetivo que fue diseñado para no alcanzarse nunca, solo puede traer un resultado negativo a tu vida.

Me esforcé demasiado por ser el mejor hijo, hermano, amigo, novio, amante, artista, diseñador… y todo esto basado únicamente en lo que la gente me dijo o parecía demostrar que esperaban de mí. Y lo hice durante tanto tiempo que terminé perdiéndome a mí mismo y a mi esencia. En el lapso de 2015 a 2016 pasé por el período más oscuro de mi vida. No tenía idea de quién era, qué quería o qué me hacía realmente feliz, porque había estado viviendo mi vida entera tratando de complacer a los demás y encajar para ser aceptado, mezclarme y evitar ser intimidado o acosado.

Tuve que redescubrirme a mí mismo probando muchas cosas diferentes – aún estoy en este proceso – y terminé muy herido y muy confundido en la mayoría de los casos, pero al final del día, aprendí mucho de todas estas pruebas y errores.

Creo firmemente que Dios o el Destino o “La Esencia más Grande del Universo”, como quieras llamarlo – siempre parece proporcionar las herramientas adecuadas para que aprendamos de los momentos difíciles, pero, por supuesto, depende de nosotros mismos darnos cuenta de esto, así como probar y aprender a usar estas herramientas para que podamos aprender realmente—.

En mi caso, precisamente en 2015, terminé viviendo en un lugar donde estaba rodeado de un grupo selecto de personas quienes estaban profundamente concentradas en encontrar su esencia energética y espiritual para poder lograr el verdadero éxito en la vida.

Estas personas eran tranquilas, fácil de convivir con ellas, tolerantes, incluyentes y aceptadoras. Ellos ayudaron a crear el ambiente perfecto para que cualquiera aprendiera a encontrarse a sí mismo.

Tuve una catarsis. Aprendí que la voz más fuerte y la opinión más fuerte en tu vida cuando tomas decisiones es solo la tuya. Pero necesitas mantener los oídos abiertos para que de esta manera nunca dejes de aprender de los demás.

Aprendí que no hay tal cosa como la perfección. Y que aspirar a alcanzar ese objetivo era simplemente inútil y sin sentido. Debes crear tus propias metas basadas exactamente en quién eres y en lo que quieres lograr. Necesitas crear tu propia versión de la perfección y solo medirte a ti mismo con este conjunto de reglas personalizadas.

Tratar de cumplir con las expectativas sociales nunca traerá felicidad o verdadero éxito a tu vida. Pero si te mantienes fiel a tus propios estándares y metas, comenzarás a notar que ser una persona mejor y un individuo más motivado viene naturalmente.

Es por esto que comencé a crear símbolos y elementos visuales que funcionarían como recuerdos de esos conceptos clave que me ayudan a evitar La Ansiedad de la Imperfección. Y te invito a estudiarlo y crear tu propio conjunto de recordatorios que te ayudarán a mantenerte fiel a tu propia esencia y objetivos.[/vc_column_text][vc_single_image image=”1765″ img_size=”50×50″ alignment=”center”][vc_empty_space height=”5vh”][vc_separator][vc_row_inner][vc_column_inner width=”1/2″][vc_column_text]

⟵ Conoce más sobre “Todos Somos Capas”

[/vc_column_text][/vc_column_inner][vc_column_inner width=”1/2″][vc_column_text]

Conoce más sobre este Lenguaje Visual ⟶

[/vc_column_text][/vc_column_inner][/vc_row_inner][/vc_column][vc_column width=”1/4″][/vc_column][/vc_row]